The true object of all human life is play.
The earth is a task garden, heaven is a playground.

G. K. Chesterton

jueves, 29 de enero de 2009

Relájate, ponte cómodo y prepárate para disfrutar de la clase y la elegancia hecha baloncesto

Si estás preparado para lo que reza el título del post y estas dispuesto a que se te ponga la piel de gallina, simplemente haz click en la imagen.

martes, 27 de enero de 2009

Goliath vs The Big Fellow. Chapter III

Comenzó aquí, continuó en el blog La vida de Bryant y ahora, de la mano de los mismos creadores de Magic vs Larry Legend y avalado por la crítica, llega el capítulo tres de Goliath vs The Big Fellow. En el primer capítulo había mucho debate, en el segundo las grabaciones más impactantes tomaban el mando y ahora le llega el turno a la poesía atemporal de las simples pero bellas imágenes.

Más mitológico que Thor el poderoso contra Hércules.Más fantástico que el increíble Hulk contra la Cosa.Más espectacular que King Kong contra Godzilla.Más legendario que Muhammad Ali contra George Foreman.
Llega Goliath contra The Big Fellow.
Anteriormente, Goliath se había enfrentado a Conan el bárbaro.
Y The Big Fellow a Bruce Lee.
Y ahora, vamos a dejarnos de "cachondeo" y simplemente disfrutemos:






Y para terminar, un par de fotos de Kareem y Wilt compartiendo momentos. Esta pertenece a los años 80, con Kareem bien superada la treintena y jugando en los Lakers y Wilt ya retirado, aunque en plena forma.
Y esta pertenece a 1969 y concretamente a un partido benéfico que reunió a ambos.
Gracias a ambos por tantos grandes momentos; y por la épica.

jueves, 22 de enero de 2009

Erase una vez un jugador de baloncesto... (Retire Moses Malone's #2 Sixers jersey !!!)

Erase una vez un jugador de baloncesto que nació en una humilde morada de Petersburg (Virginia), en el corazón del profundo Sur de los USA y en plena época de segregación racial.

Que despuntó tanto jugando en high school, que muchos representantes de las mejores universidades del país fueron a su casa para intentar convencerlo de que jugara para sus equipos en la NCAA.

Que rechazó todas las propuestas universitarias y cambió el curso de la historia, haciéndose jugador profesional acabado de salir del instituto y rompiendo todas las reglas establecidas.

Que jugando en la ABA con apenas 18 años, promedió 18,8 puntos, 14,6 rebotes y fue All-Star.

Que dos años después y recién desaparecida la ABA, entró en la NBA y fue 6 veces el máximo reboteador de dicha liga.

Que en 1979 promedió 24,8 puntos y 17,6 rebotes, siendo elegido MVP de la competición.

Que en 1981 guió a los Houston Rockets a jugar la final de la liga contra los Boston Celtics, a pesar de tener un equipo mucho más modesto que varios de sus rivales.

Que en 1982 promedió 31,1 puntos y 14,7 rebotes, siendo elegido MVP de nuevo.

Que el 11 de Febrero de ese mismo año, capturó 21 rebotes ofensivos jugando contra los Seattle Supersonics; estableciendo el record absoluto en un solo partido de la historia de la NBA.

Que ese mismo verano fue traspasado (por voluntad propia) a los Philadelphia 76ers, llegando a un gran equipo y compartiendo vestuario con el gran Julius Erving.

Que en 1983 promedió 24,5 puntos y 15,3 rebotes, siendo elegido MVP por tercera vez.

Que ese mismo año y siendo preguntado por un periodista sobre lo que haría su equipo en play-offs, respondió escuetamente: fo, fo, fo.

Que, efectivamente, los Sixers fueron campeones (aunque fuera con un fo, fi, fo) y él fue elegido MVP de los play-offs, tras promediar 26 puntos y 15,8 rebotes.

Que en 1986 fue traspasado a los Washington Bullets, en el que tal vez sea el más grande error de la historia del equipo de Philadelphia.

Que en los dos años en que permaneció en el equipo de la capital, fue All-Star y llevó al equipo a jugar los play-offs, algo que tras su marcha del equipo, no volvería a repetirse hasta muchos años después.

Que ha sido 13 veces All-Star, 12 veces en la NBA y una en la ABA.

Que es el máximo reboteador ofensivo de la historia de la NBA.

Y que ha sido uno de los más grandes talentos que se han visto jugar jamás a este deporte.

Erase una vez Moses Malone.

Y hoy es un gran día, ya que desde los blogs "Los Sixers de Philadelphia" y "Sixers 4 Guidos" se está promocionando una campaña para que los Sixers le retiren la camiseta con el dorsal # 2, algo que deberían de haber hecho hace mucho tiempo.
Para más detalles ver ambos blogs:

Los Sixers de Philadelphia, de Sixers29

Sixers 4 Guidos, by Ricky

Y para terminar, pondré unos links para recordar algunos posts interesantes sobre Moses Malone:

> Monográfico 01: Moses Malone

> Big M's corner: una estrella infravalorada

> Moses Malone, del blog Los Sixers de Philadelphia

> Leyendas de Philly: Moses Malone, del blog Un paseo por el Spectrum

> Clínic de tiro de Moses Malone, del blog La vida de Bryant

> La dècada prodigiosa II: Doctor J, Moses Malone y George Gervin, del blog NBA Total (en catalán)

lunes, 19 de enero de 2009

Martin Luther King Memorial Day Special

Hoy, día 19 de Enero del 2009, se celebra el Martin Luther King Memorial Day en los Estados Unidos de América. Como este día es tan importante para mi, voy a dedicarle este post y no se me ocurre mejor manera que hacer una selección de grandes frases del Dr. King; así que sin más, unas cuantas frases históricas para leer y reflexionar:



> Si supiera que el mundo se acaba mañana, yo, hoy todavía, plantaría un árbol.

> Si ayudo a una sola persona a tener esperanza, no habré vivido en vano.

> Si el hombre no ha descubierto nada por lo que morir, no es digno de vivir.

> Nada se olvida más despacio que una ofensa; y nada más rápido que un favor.

> Nada que un hombre haga lo envilece más que el permitirse caer tan bajo como para odiar a alguien.

> Nuestra generación no se habrá lamentado tanto de los crímenes de los perversos, como del estremecedor silencio de los bondadosos.

> La violencia crea más problemas sociales que los que resuelve.

> Hemos aprendido a volar como los pájaros, a nadar como los peces; pero no hemos aprendido el sencillo arte de vivir como hermanos.

Martin Luther King. 1929-1968.

jueves, 15 de enero de 2009

Big M´s corner: Moses Malone en la ABA

Moses Malone es conocido por todos debido a su larga y exitosa trayectoria en la NBA, siendo tres veces MVP de la liga, una vez de las finales (en el año en que los Sixers fueron campeones), siendo seis veces el máximo reboteador de la liga, siendo seleccionado para el All-Star game en 12 ocasiones y lo más histórico, poseyendo el título de máximo reboteador ofensivo de la historia de la NBA. Pues bien, Moses, antes que en la NBA, jugó en la ABA, aquella mítica liga que rivalizó con la NBA en los 70 (aunque no económicamente) y cuyo máximo estandarte era Julius Erving, un Dr. J en pleno apogeo que deslumbró, siendo MVP y campeón de la ABA varias veces, y cambió el baloncesto con sus espectaculares mates y acciones llenas de elegancia y plasticidad.

Como muchos sabéis, Moses fue el primer jugador de la historia que llegó a ser profesional (en su caso en la ABA) sin llegar a jugar en la NCAA; el que rompió las reglas y propició que a partir de entonces otros jugadores pudieran hacerlo, algo que le comportó muchas críticas, ya que si en la actualidad todavía hay muchos detractores del hecho de que lleguen jugadores tan jóvenes y sin experiencia universitaria a la NBA, imaginaros en aquella época y sin que existieran precedentes. Moses estuvo a punto de ir a la universidad de Maryland, la que más le gustó (a él o a su madre) de todas las que mandaban representantes a su humilde morada de Petersburg (Virginia) para intentar convencerle de que fuera a tal o cual universidad. Cuenta la leyenda que hubo algún caso dentro de todos estos "cazatalentos universtarios", que llegó a dormir durante varios días frente a la casa de los Malone, en su empeño de tratar de conseguir al jovencito Moses para su equipo. Pues bien, tras tantas insistencias y habiendo firmado un preacuerdo con la universidad de Maryland, Moses recibió una oferta de los Utah Stars de la ABA y viendo las precarias condiciones de su madre, trabajando a destajo el día entero para tratar de tirar adelante con él y con todos sus hermanos, decidió irse a la ABA y terminar con la miseria de su familia; haciendo historia, rompiendo reglas y allanado el camino para futuras estrellas como Shawn Kemp, Kevin Garnett, Kobe Bryant, Tracy McGrady o LeBron James, que con el tiempo harían lo mismo.

En los Utah Stars, un Moses Malone de apenas 18 añitos cuajó una temporada rookie espectacular, con 18,8 puntos, 14,6 rebotes y 1,5 tapones y siendo seleccionado para el All-Star game; también fue incluido en el equipo ideal de rookies de la temporada 1974-75. Pero la temporada siguiente fue un cúmulo de despropósitos, justo antes de comenzar la temporada, los Utah Stars desaparecieron debido a sus deudas y tuvieron que vender a sus jugadores a otros equipos; Moses fue a parar a los Spirits de St. Louis, donde jugó su última temporada en la ABA, pero siguiendo con la mala suerte se lesionó de gravedad en un pie, perdiéndose muchos partidos y bajando sus estadísticas con respecto a la temporada anterior. Promedió 14,3 puntos, 9,6 rebotes y 0,7 tapones.

El verano siguiente fue cuando desapareció la ABA y hubo el éxodo masivo de jugadores y equipos de la ABA a la NBA. Cuatro equipos de la liga del balón tricolor pasaron a la NBA, los Nets, los Spurs, los Nuggets y los Pacers y todos los demás jugadores de los equipos desaparecidos de la ya difunta ABA fueron elegidos mediante un draft especial por los equipos de la NBA.

A partir de ahí comienza la parte más legendaria de la carrera de Moses Malone, transcurrida sobre todo en Houston y Philadelphia, pero como se suele decir, eso es otra historia y ya se hablará en otros posts...


A continuación unas cuantas imágenes de Moses en la ABA; en los Utah Stars y en los Spirits de St. Louis. Existen pocas imágenes y todas en blanco y negro, pero son una buena muestra. Reseñar que la mayoría de fotos las he rescatado de la maravillosa página web Remember the ABA.

- Moses efectuando un semi-gancho.


- Con la curiosa camiseta de los Spirits, donde lució el nº 13.


- Otras cuatro fotos; una en pleno salto inicial con los Utah Stars, otra en el banquillo luciendo pelo afro ¡Como no!... Y dos más con el dorsal nº 22 de los Stars.



























jueves, 8 de enero de 2009

Reflexiones desde Springfield: ¿Quien ha sido el mejor jugador de la historia del baloncesto?

Quería inaugurar esta nueva sección a lo grande y no se me ha ocurrido nada más tópico, grandilocuente y tradicionalmente dado al debate que esta eterna pregunta: ¿quien ha sido el mejor jugador de la historia del baloncesto?.
Reflexiones desde Springfield trata de provocar el debate, de que todo el que quiera pueda aportar su opinión sobre el tema expuesto y pasar un buen rato hablando, opinando, discrepando y comentando sobre temas relacionados con el baloncesto. Pero no nos enrollemos más y comencemos con el primer debate: ¿quien ha sido el mejor jugador de la historia del baloncesto?.

Pasarán los años y siempre seguirán apareciendo artículos y debates de este tipo, en revistas, en blogs, en foros,... es la naturaleza del hombre, tratar de decidir quien es el mejor, quien es el que merece ostentar este preciado reconocimiento; y si nos centramos en los americanos, esto aun se acentúa más, debido a su manera de ser, mitómanos, amantes de las estadísticas y ceremoniosos en todo lo que hace referencia a otorgar trofeos, anillos y reconocimientos de todo tipo. Pero tampoco vayamos a negarlo, a todos los que nos gusta el baloncesto (y sobre todo la NBA) nos agradan este tipo de cosas y nos encanta discutir sobre si fue mejor Magic Johnson o Larry Bird.
Es muy difícil tener claro quien ha sido el mejor y más cuando comparas jugadores de distintas épocas, pero ahí también está la gracia del tema, tratando de imaginar lo que podría hacer tal o cual jugador legendario hoy en día o a la inversa, ¿que harían Dwight Howard o Kevin Garnett jugando en los 60?.
Han habido muy grandes jugadores; algunos han marcado épocas, otros han acaparado anillos y hay algunos casos de jugadores que incluso han llegado a provocar que se cambiaran reglas debido a su dominio, pero para ceñirnos al máximo en un debate de tal magnitud, hay que tratar de ir eliminando a todos los posibles y quedarnos con los principales.
Personalmente he ido descartando jugadores tan grandes como George Mikan (tal vez por lo lejana que es su época y por lo rudimentario que era el baloncesto aun), Elgin Baylor (era muy bueno, pero creo que Larry Bird y Julius Erving consiguieron escalar un peldaño más), Jerry West (por más que su silueta sea el logotipo de la NBA, creo que Michael Jordan o Kobe Bryant han llegado a ser más completos), Hakeem Olajuwon (por talento debería estar, pero la posición de pívot está muy difícil y las estadísticas y logros personales de Kareem o Wilt Chamberlain son inalcanzables), Moses Malone (este si que me duele, pero hay que ser objetivos y pese a ser el mejor reboteador que ha existido (sobre todo ofensivo), en defensa y sobre todo como taponador, estaba por debajo de Wilt, Bill o Kareem, debido a sus limitaciones físicas) o Shaquille O'Neal (para él vale lo mismo que para los dos anteriores; es más, si estuviera Shaq tendrían que estar Hakeem y Moses). Todos estos descartes se van añadiendo a los también descartados Charles Barkley, Karl Malone, Bob Cousy, John Stockton, Tim Duncan, Bob Pettit, Elvin Hayes, Kobe Bryant,...

¿Y con quien nos quedamos?, pues de momento con Wilt Chamberlain, Bill Russell, Oscar Robertson, Kareem Abdul-Jabbar, Julius Erving, Magic Johnson, Larry Bird y Michael Jordan. Y lo peor viene ahora, porque ¿quien era el mejor de estos 8 megacracks?
La cuestión es muy difícil, pero comparando estadísticas, diferencias entre épocas, títulos (aunque no soy de los que determinan la grandeza de un jugador solo por los anillos), pequeñas cosas que hacen únicos a algunos jugadores y en el caso de los que han coincidido en la misma época, por sus enfrentamientos personales, me obligo a descartar a 4 de los 8 que quedan y la cosa queda así: Wilt Chamberlain, Kareem Abdul-Jabbar, Magic Johnson y Michael Jordan.

¿Por que he descartado a Bill Russell?, pues porque pese a que los 11 anillos pesan mucho, a nivel individual y de recursos ofensivos, estaba bastante por detrás de Kareem o Chamberlain; y de Moses Malone y de Hakem Olajuwon. Su grandeza radicaba en el liderazgo y en la defensa, pero es que estamos hablando del mejor de todos los tiempos.
¿Por que he descartado a Julius Erving?, pues ya me ha dolido ya, ja, ja, ja,... pero talento, clase y espectacularidad aparte, Julius quedó un poco por detrás de Magic y Larry en cuanto a éxitos colectivos y fueron los Lakers y los Celtics los que dominaron la era dorada del baloncesto.
¿Y a Oscar Robertson y Larry Bird?, pues es difícil, pero las espectacularísimas estadisicas de Big O eran en los 60, en una época en que muchos aleros (no ala-pívots) capturaban también más de 10 rebotes por partido y estoy seguro de que Magic Johnson también hubiera promediado triple-doble en aquella época y probablemente en más de una temporada. Y en cuanto a Larry Legend, la cosa también era muy difícil, pero en la eterna comparación Larry-Magic-Jordan, salió perdiendo..., aunque por muy poco.

Y ahora es cuando llega la hora de la verdad, solo queda el poker de ases formado por un base, un escolta y dos pívots:
Para muchos el mejor indiscutiblemente ha sido y siempre será Michael Jordan, pero pese a reconocerle toda su grandeza, soy de los que piensa que si los Bulls de Air hubiesen jugado en los 80, dudo mucho que hubiesen ganado más anilos que los Lakers de Magic y los Celtics de Bird.
Otros realzan el juego de Magic Johnson y lo convierten en estandarte del juego total (entre los que me encuentro), no por nada ha sido el único jugador de la historia capaz de jugar en las 5 posiciones, además de ser el director de orquesta del mejor baloncesto que se ha visto a lo largo de la historia de la NBA, el Showtime de los Lakers de los 80.
Evidentemente, muchos otros se deciden por Wilt "The Stilt" Chamberlain, el hombre de los records y de las estadísticas increíbles, un jugador al que hay quien le pone peros debido a los pocos anillos de campeón que posee en comparación a su contemporáneo y máximo rival Bill Russell, pero es que Bill, pese a ser superior a Wilt en cuanto a liderazgo, estaba rodeado de muy buenos jugadores y juntos formaron un equipo mítico que llegó a ganar 8 anillos de forma consecutiva; pero a nivel individual, Wilt era superior a Bill en todo, menos como taponador, que la cosa estaba bastante igualada.
Y solo queda Lew Alcindor, posteriormente llamado Kareem Abdul-Jabbar, el inventor del Sky-hook, el hombre que ha ganado más MVP's de la historia de la NBA; 6 anillos le contemplan, 5 menos que Russell, pero a nivel individual mucho más completo como jugador; inferior estadísticamente a Wilt Chamberlain, pero tal vez si hubiese surgido 10 o 15 años antes también hubiese tenido estadísticas sobrenaturales como Wilt, ya que era parecido a Chamberlain en muchas cosas, gran taponador, anotador versátil, increíblemente ágil y coordinado para su altuta y gran pasador desde la posición de pívot; por otro lado en cuanto a diferencias, estaba la mayor fuerza y corpulencia de Wilt frente a la mayor técnica individual y gracilidad de Kareem.

Ya no hay más vuelta de tuerca, hay que decidirse y mi elección es: Kareem Abdul-Jabbar.
SE ABRE EL DEBATE:

lunes, 5 de enero de 2009

Monográfico 07: Michael Jordan

Michael Jeffrey Jordan - Brooklyn (New York) 17-2-1963 - Escolta - 1,98 m. - North Carolina University (NCAA) - Chicago Bulls & Washington Wizards (NBA) - Campeón de la NCAA con North Carolina en 1982 - Campeón de la NBA con los Bulls en 1991, 92, 93, 96, 97 y 98 - Rookie del año de la NBA en la temporada 1984-85 - 5 MVP's de la NBA - 6 MVP's de las finales NBA - 1 vez mejor jugador defensivo del año - 10 veces en el equipo ideal del año - 1 vez en el 2º equipo ideal del año - 9 veces en el equipo ideal defensivo del año - 10 veces máximo anotador de la NBA - Posee el record absoluto de puntos (63) en un partido de play-offs de la NBA - 14 veces All-Star - Campeón Olímpico en Los Angeles '84 y en Barcelona '92












Portadas famosas de Sports Illustrated:

jueves, 1 de enero de 2009

Sixers vs Lakers de 1983: un gran regalo de Año Nuevo

Que gran detalle el de Digital +; poder comenzar el año viendo un partido como este, un Philadelphia 76ers - Los Angeles Lakers jugado el 5 de Enero de 1983 y que es una perfecta muestra del porque aquella época fue tan grande. A todos los que no lo hayan visto, recordarles que dicho partido va a ser repetido tres veces más, mañana a las 21:00 por Sportmania, el Sábado al mediodía por Canal + Deportes y la madrugada del Domingo al Lunes también por Canal + Deportes. Os recomiendo que no os lo perdáis.

Como dato en contra solo citar la ausencia por lesión de Kareem Abdul-Jabbar, que repercutió de forma negativa por partida doble; por un lado por el hecho de no poder ver en acción a un mito tan grande como Kareem y por el otro, porque debido precisamente a la ausencia de Kareem y al miedo a que Moses Malone (el MVP de esa temporada) causara estragos en la zona angelina, Pat Riley decidió hacer defensas de 3 contra 1 cada vez que Moses recibía el balón, cosa que privó de ver alguna de esas actuaciones espectaculares de Malone por aquella época; aun así terminaría el partido sobre los 20 puntos y 15 rebotes, más o menos, ya que en ningún momento del partido aparece ninguna estadística individual (excepto las de % en los tiros), ni cuando lanzan tiros libres.

A lo largo del partido se pueden ver muchas de las cosas que hicieron tan grande a la NBA durante la década de los 80 y los comentarios ayudan a la épica del partido, sobretodo gracias al gran Antonio Rodríguez y a su enorme conocimiento de baloncesto clásico.
En la primera parte, destacar el ritmo vertiginoso de ambos equipos y el hecho de que Moses Malone se pasara muchos minutos en el banquillo por culpa de haberse cargado con dos faltas personales muy rápidamente (1 técnica por protestar incluida). Pero lo mejor llegó en la segunda; primero con un enorme Moses que arrasó en la zona, llevándose todos los rebotes, después con sendas exhibiciones anotadoras de Jamaal Wilkes y Norm Nixon, que se iban turnando para conseguir que los Lakers remontaran una desventaja sobre los 10 puntos que los Sixers mantuvieron durante buena parte el partido, mientras tanto Julius Erving iba dando muestras de su talento con jugadas aisladas repletas de clase y Magic johnson (que fue de menos a más) hacía de todo, de hombre orquesta, anotando, reboteando, pasando, jugando por fuera, jugando al poste bajo,...
Hay que destacar también la enorme segunda parte del rookie James Worthy, que tras apenas aparecer en la primera, dio grandes muestras de lo que haría años posteriores en la segunda, finalizando contraataques y machacando el aro de los Sixers hasta 4 veces (una especialmente espectacular); y también la gran y sacrificada actuación defensiva (como siempre) y de apoyo en el rebote del 6º hombre de los Sixers, Bobby Jones.
Y tras tanta demostración de talento y llegados a los momentos decisivos del partido, apareció lo mejor de lo mejor en ambos equipos; por parte de los Sixers emergió espectacularmente el "estrangulador de Boston", Andrew Toney, que con su imparable tiro en suspensión y viendo que Moses era defendido con dos y tres contra uno cada vez que recibía, tomó la responsabilidad y casi llevó a su equipo hasta la victoria y digo casi porque finalmente hubo prórroga después de que Magic estuviera a punto de ganar el partido en el último segundo.
Ya en la prórroga solo hubo dos nombres, el de Magic Johnson y el de Julius Erving; Magic siguió haciendo de todo y terminó con 20 asistencias, además de anotar, ayudar en el rebote y jugar en ocasiones en el poste bajo y Julius Erving porque puso la rúbrica a la victoria de los Sixers con el famoso mate antes mencionado y no solo por la espectacularidad de la acción, si no por la importancia y el momento del partido, a falta de 36 segundos para el final de la prórroga. Tras el mate del Dr. J, solo otra canasta de Toney que puso fin al partido.

Talento, clase, fundamentos, espectacularidad, defensa, todo lo que uno le quiera pedir a un buen partido de baloncesto; lo dicho antes, un enorme regalo de Año Nuevo.
Y precisamente en este primer post del año 2009 y hablando acerca de la grandeza de los 80, me animo a anunciaros que en algún momento del presente año, me tomaré unos días (o semanas) un tanto especiales y dejaré de publicar los posts y secciones habituales, para dedicar una colección de posts (uno tras de otro) a la década dorada del baloncesto en la NBA (por supuesto me estoy refiriendo a los 80); un post por año, con un poco de memorabilia y recordando quienes fueron los campeones, los MVP's, los máximos anotadores, reboteadores, pasadores, etc..., nostalgia en estado puro y un repaso a la era más grande de la historia del baloncesto. Y todo ello del tirón, ya que no pienso retomar mis secciones habituales hasta haber terminado los 10 posts que compondrán esta pequeña colección-homenaje a los 80.

Feliz Año Nuevo y mucho baloncesto...